Actualizando site a 2019
Aquí muestro como yo veo, entiendo y siento el cine.
Una disciplina artística que me fascina desde siempre, de la cual entiendo algo y disfruto mucho.

Encontrarás teoría del cine, cómo se hace cine, opiniones personales, B.S.O ... todo lo que tenga que ver con el mundo del cine. (contenido original y compatido)

Cámaras de cine y objetivos


La Cámara

Las cámaras son cajas totalmente herméticas que admiten la luz de forma controlada únicamente a través del objetivo, creando una serie de fotogramas individuales a medida que la película se desplaza detrás del objetivo. La película se mantiene estática durante la exposición y después avanza.
En lo fundamental, las cámaras no han cambiado desde hace más de un siglo.

Algunos puntos críticos:

• La película se debe situar con exactitud perfectamente plana y permanecer inmóvil durante la exposición para que se produzca una exposición uniforme y enfocada.
• La duración y precisión de la apertura debe ser exacta, especialmente para el rodaje con sonido sincronizado. Incluso cuando no se use sonido, cualquier variación de la velocidad de la cámara afectará a la exposición.
• Las piezas móviles de la cámara deben transportar la película prácticamente a cualquier velocidad necesaria para conseguir el efecto deseado por el director de fotografía, sin deteriorar la película.

La primera cámara de cine de Edison cumplía estos requisitos. Pero comparar esa cámara a un modelo contemporáneo sería como comparar un Ford Modelo T con un Ferrari. Los dos son automóviles, pero sus posibilidades y precisión los hace completamente diferentes. Aunque los dos pueden llevarte al supermercado cuando sea necesario.

Debido a que los formatos básicos de película de 35 mm y 16 mm/Super 16 mm son universales, una antigua cámara que funcione adecuadamente probablemente será suficiente.
Para examinar los componentes esenciales de una cámara cinematográfica, seguiremos el recorrido de la película a través de la cámara:

Carcasa hermética a la luz

Para evitar que la película se vele involuntariamente, el cuerpo de la cámara debe ser a prueba de luz. La mayoría de las cámaras utilizan un chasis o cargador hermético para alojar rollos grandes de película; por ejemplo, 122 m para 16 mm o 305 m para 35 mm.

Motor de velocidad fija o variable

Los motores ofrecen una cadencia de fotogramas precisa. Arrastran los rodillos dentados del mecanismo de precisión. En cámaras más avanzadas la velocidad se muestra en un tacómetro.

Mecanismo

El mecanismo de precisión está unido directamente a la rotación del obturador y controla el movimiento y sincronización del desplazamiento de la película. La película está sometida a un ciclo de exposición en dos fases.

El avance, que es trasladar la película de un fotograma al siguiente.

El registro, que es mantener la película totalmente inmóvil durante la exposición.

El avance se controla mediante el garfio de arrastre, que mueve el fotograma que acaba de exponerse al otro lado de la ventanilla y posiciona el fotograma siguiente en su lugar. El traslado de la película se produce cuando el obturador está cerrado.

El registro se controla mediante uno o más contragarfios que se engranan en una perforación y mantienen la película inmóvil durante la exposición. Un método alternativo utiliza electroimanes. De todas formas, el registro es lo opuesto al movimiento. Debido a que cualquier movimiento de la película producirá una imagen borrosa, es fundamental que la película permanezca inmóvil durante la exposición.

EL OBTURADOR

El obturador de una cámara controla la luz que llega hasta la película. Los contragarfios mantienen la película totalmente inmóvil cuando el obturador está abierto y se produce la exposición. El obturador está cerrado mientras la cámara hace avanzar la película hasta posicionar el siguiente fotograma para su exposición.

En las cámaras de cine, el obturador más corriente es un disco giratorio al que se ha eliminado un sector. La abertura del obturador se define como el número de grados que se eliminan del disco de 360 grados. El obturador de 180 grados, un semicírculo, es el más usado. Las cámaras de cine tienen velocidades variables, pero la mayoría exponen la película a 24 fotogramas por segundo. Una cámara con un obturador de 180 grados permite que la luz incida sobre la película la mitad del tiempo.

Las cámaras de cine de obturador variable permiten que el ángulo del obturador se pueda cambiar. Al disminuir el ángulo de obturación de 180 a 90 grados se reduce su abertura a la mitad y también se divide por dos el tiempo de exposición.

LA VENTANILLA

La ventanilla es una placa de metal que está en contacto con la película. Su abertura rectangular permite que la imagen se forme únicamente en el área de imagen de la película. La proporción entre la anchura y la altura se llama la relación de aspecto de rodaje.

Formatos: Ventanilla y mecanismo de arrastre

La ventanilla y el mecanismo de arrastre de una cámara influyen de manera primordial en el formato de la película. La cantidad de película que se desplaza a través de la cámara es la misma en 16 mm y en Super 16 mm, pero las dimensiones de la ventanilla son diferentes.
En las cámaras de 35 mm la ventanilla y el mecanismo de arrastre son diferentes. La mayoría de las cámaras del formato de 35 mm hacen avanzar cuatro perforaciones de la película a la vez y exponen la película a lo ancho y con una altura de 4 perforaciones. La ventanilla coincide con ese tamaño. Otros formatos de cámara desplazan más o menos película y disponen de ventanillas de dimensiones apropiadas. Un sistema de cámara de 3 perforaciones, por ejemplo, hace avanzar 3 perforaciones a la vez y la abertura de la ventanilla solo será de 3 perforaciones de altura. Es importante observar que se usa la misma película de 35 mm en cada cámara, únicamente varía el mecanismo de arrastre y la ventanilla de la cámara.

EL SISTEMA DE VISIÓN

Se necesita un sistema de visión para que el operador de la cámara pueda controlar el área de la escena que se está fotografiando. Hay dos tipos básicos de sistemas de visión: de paralaje y de reflexión. Los sistemas de visión de paralaje consisten en un visor que se acopla a un lateral de la cámara. Este sistema se encuentra con frecuencia en las cámaras de cine más antiguas. Este sistema de visión no muestra la misma imagen que se está exponiendo a través del objetivo.

Los sistemas de visión de reflexión muestran la imagen que se está viendo a través del objetivo. Exactamente igual que las cámaras fotográficas SLR, las cámaras cinematográficas usan un espejo o prisma para desviar la luz recogida por el objetivo hacia el sistema de visión del operador. De esta forma, el operador de cámara ve la imagen real que está “viendo” la película.

La visión por reflexión se lleva a cabo de dos maneras:
Se coloca un prisma delante de la ventanilla que divide toda la luz que penetra a través del objetivo; la luz continúa hacia la película y hacia el visor de la cámara. Este sistema, lamentablemente, sitúa un elemento óptico más entre la luz y la película y esto puede afectar negativamente a la resolución y la cantidad de luz que llega a la película.

La mayoría de las cámaras modernas utilizan un obturador de espejo. El espejo se sitúa en el dorso del obturador en un ángulo que refleja la luz procedente del objetivo hacia el visor. Cuando el obturador está cerrado el espejo refleja toda la luz transmitida por el objetivo hacia el visor. Este sistema tiene menos efecto negativo sobre la exposición y la calidad de la imagen.

Asistente de video

La mayor parte de las cámaras modernas disponen de un asistente de video que se emplea para mostrar una representación en video de lo que se está viendo por el visor de la cámara. Esto se lleva a cabo dividiendo la luz que el espejo del obturador o el prisma envían al visor.

Contador de metraje

El contador de metraje indica la cantidad de película sin exponer que queda en la cámara. En general se trata de un indicador que señala cuantos metros de película se han expuesto desde el comienzo del rollo.

Código de cámara

Actualmente las cámaras más avanzadas graban datos de código de tiempo directamente sobre la película. Esto permite que las casas de postproducción sincronicen automáticamente el sonido.

EL OBJETIVO

Una caja hermética a la luz con película en su interior no necesita un objetivo para exponer la película, incluso una cámara de agujero de alfiler puede capturar una imagen. Pero un objetivo puede recoger más luz que un agujero de alfiler. Un objetivo puede enfocar y aclarar. Es la herramienta que empleamos para definir nuestra imagen. Los investigadores y fotógrafos han estudiado los objetivos desde principios del siglo XX. Pocos describirán un objetivo como técnicamente perfecto, aunque las características ópticas exclusivas de un objetivo le convierten en la mejor elección para un plano determinado.

La función de un objetivo es compleja. Sabemos que puesto que todos los objetos visibles reflejan rayos de luz en todas direcciones, debemos recoger el mayor número de rayos posibles y llevarlos hacia nuestra película sin distorsión. Los objetivos simples usan una sola lente convexa situada de forma que los rayos de luz del sujeto se dirijan hacia la película y converjan en ella. Situando cuidadosamente el objetivo respecto a la película, registramos satisfactoriamente una imagen.

Un iris es una abertura de tamaño variable utilizada para controlar la intensidad de la luz que incide sobre la película.
Este control en iris habitualmente se calibra en números F o números F. Un cambio de un número F o T equivale a doblar o dividir por dos la intensidad de la luz que llega a la película. Los números T son más precisos porque tienen en cuenta la pérdida de luz a través de las lentes de los objetivos.

Los números T se calculan midiendo la cantidad real de luz que atraviesa el objetivo y, por tanto, tienen en cuenta la pérdida de luz a través de las lentes y son, por consiguiente, más exactos.
Los números F son una estimación matemática de la luz que pasará a través de la abertura del objetivo.

Las lentes sencillas tienen una capacidad limitada para enfocar la luz. Se pueden producir distorsiones ópticas cuando los rayos de luz penetran por el perímetro del objetivo; estos rayos tienen que viajar más lejos para llegar a la película y estarán menos enfocados. En cierta medida podemos resolver este problema reduciendo la anchura de la lente, sin embargo, la pérdida de luz resultante hace “más lento” al objetivo. Para el paso de cada punto adicional de luz de un determinado objetivo, el diseño se hace más complicado y la corrección geométrica se vuelve más difícil.

Los objetivos normales, gran angular, teleobjetivos y zoom incluyen la posibilidad de ajustar el foco y la abertura. Algunos objetivos incluyen un segundo elemento situado entre el primer elemento y la película. Esta superficie cóncava compensa la distorsión del primer elemento. Cada elemento introduce distorsión, produciendo generalmente reflexiones internas o destellos. La distancia entre estos elementos y el pulido preciso de las lentes es decisivo y estos factores añaden un costo notable a los objetivos.
Una abertura controla la cantidad de luz que atraviesa el objetivo. Los mejores objetivos funcionan bien a cada ajuste de la abertura. Así que, la precisión de los objetivos debe ser constante en todos los puntos dentro se cada lente.

El Dr. Max Berek de Leitz estableció las normas de calidad de imagen antes de 1914 capturando fotografías fijas en “miniatura” sobre película de 35 mm. Su “círculo de confusión” definía la medida de la calidad de desenfoque tolerable en una fotografía en papel de 25,4 cm. Aunque modificado, este concepto perdura.
El color probablemente es el factor más complejo en el diseño de un objetivo. A causa de que cada color tiene una longitud de onda específica medida en nanómetros, una tonalidad determinada tiene una longitud de onda exclusiva. Los objetos azules y rojos se enfocarán en diferentes lugares en un fotograma de la película, ya sea una película de blanco y negro o de color. Conseguir enfocar todos los colores en un plano único a pesar de sus diferentes longitudes de onda es fundamental en el diseño de objetivos. En 1938 Kodak fue precursor en el concepto de fabricar objetivos de cristal con elementos de tierras raras de tipos exóticos y cementarlas entre sí en cada elemento para corregir aberraciones.
Más tarde se desarrollaron los objetivos zoom. Un buen objetivo zoom debe solucionar cada una de las dificultades potenciales, mientras ofrece la utilidad de una distancia focal variable. En aplicaciones cinematográficas, la transmisión de la luz, la definición y el enfoque individual del color debe permanecer inalterable a pesar de que la distancia focal cambie dentro de un plano.

Distancia focal y foco

Los objetivos se identifican por su distancia focal en milímetros y su abertura máxima en números f (por ejemplo, objetivo de 50 mm/f1,4). La distancia focal se define como la distancia desde el centro óptico del objetivo al plano de la película.
El número f se calcula a partir de las dimensiones del objetivo.

Distancia focal y ángulo de visión

La distancia focal de un objetivo determina el ángulo de visión, o perspectiva, abarcado por el objetivo. Los objetivos normales proporcionan una perspectiva que se aproxima a la visión humana.
Los objetivos que son más cortos de lo normal ofrecen un ángulo de visión más amplio, se llaman objetivos gran angular.
Los objetivos más largos de lo normal proporcionan un punto de vista más reducido y aumenta al sujeto, se conocen como teleobjetivos. Los objetivos gran angular hacen que los objetos del fondo parezcan más alejados; los teleobjetivos comprimen las distancia y hacen que el fondo parezca más cercano. Por tanto, mover la cámara hacia un sujeto (como con un movimiento de dolly) produce un aspecto visual muy diferente al de una escena capturada con un objetivo zoom desde una posición estática de la cámara. La separación aparente del fondo haciendo a los objetos relativamente más pequeños, hace que el movimiento de cámara se note menos. Por consiguiente, es preferible usar objetivos gran angular
para escenas con cámara a mano.


FOCO

Cuando se discute sobre el foco del objetivo se emplean tres conceptos importantes: el círculo de confusión, la profundidad de campo y la distancia hiperfocal.

Círculo de confusión

Usando su definición más simple, el círculo de confusión es la medida de la calidad de desenfoque tolerable de una fotografía. Por ejemplo, la imagen fotográfica de una fuente luminosa puntual no es un punto verdadero sino una pequeña mancha de luz. Aunque parezca un punto para nuestro ojo. Si se fotografiasen otras fuentes puntuales más cerca o más lejos, podría aparecer como una mancha de luz mayor o un círculo. Los círculos que son menores de 0,025 mm “confunden” a nuestro ojo y aparecen como puntos enfocados.

El círculo de confusión que use depende del formato de la película y la calidad del objetivo. Cuando se utilizan objetivos de más definición con iluminación contrastada se puede usar un círculo de confusión de 0,0254 mm o 0,0127 mm. Los objetivos de peor calidad o cuando se utilizan filtros de efectos, es posible que usen un círculo de confusión mayor, como 0,0508 mm. Las tablas de profundidad de campo emplean el círculo de confusión como parte del cálculo.

Profundidad de campo

La profundidad de campo es la zona comprendida entre los puntos más cercanos y más alejados de la cámara que se encuentran aceptablemente enfocados. Cuando el foco se fija en una distancia determinada, hay un intervalo delante y detrás de esa distancia que permanece enfocado. El director de fotografía debe saber cómo calcular la profundidad de campo de un plano determinado, y como ampliar o reducir esa profundidad de campo, cuando sea necesario.

Los sistemas de película proporcionan un control sobre la profundidad de campo. La profundidad de campo naturalmente baja se puede manipular con facilidad para crear el “look” preferido. La profundidad de campo se utiliza como una herramienta creativa. En muchas escenas existe tanta profundidad de campo para el espectador, que a veces resulta difícil aislar lo que el público debería estar viendo. Usando la profundidad de campo para controlar la imagen, se puede aislar el personaje del fondo.

Hay varias formas de establecer la profundidad de campo:

• Tablas de profundidad de campo.
• Calculadoras manuales que permiten que el usuario se aproxime a la profundidad de campo alineando los parámetros en una especie de regla de cálculo.
• Un software de computadora puede calcular la profundidad de campo.
• Los “objetivos inteligentes” de algunas cámaras modernas muestran la profundidad de campo directamente en una pequeña pantalla montada cerca del objetivo.

El control de la profundidad de campo ayuda a contar la historia permitiendo que el espectador se concentre en los elementos fundamentales de la escena. Una profundidad de campo grande (profundidad de foco) se utiliza para mostrar enfocada la escena completa. Abriendo la abertura, retrocediendo más y usando un objetivo de mayor distancia focal, la profundidad de campo se reduce y los elementos del fondo y alrededores se desenfocan. 7
Este efecto puede dramatizar una escena atrayendo la atención hacia un sujeto nítido aislado y difuminando todo lo que está detrás y delante suyo.


 PARÁMETROS QUE AFECTAN A LA PROFUNDIDAD DE CAMPO

• Tamaño del formato y tamaño final previsto
• Abertura
• Distancia focal
• Distancia a la cámara

Para REDUCIR la profundidad de campo:

• Utilizar un formato mayor
• Usar una abertura mayor
• Usar una distancia focal mayor
• Reducir la distancia del foco (acercarse)

El control de la profundidad de campo ayuda a contar la historia permitiendo que el espectador se concentre en los elementos fundamentales de la escena. Una profundidad de campo grande (profundidad de foco) se utiliza para mostrar enfocada la escena completa. Abriendo la abertura, retrocediendo más y usando un objetivo de mayor distancia focal, la profundidad de campo se reduce y los elementos del fondo y alrededores se desenfocan. Este efecto puede dramatizar una escena atrayendo la atención hacia un sujeto nítido aislado y difuminando todo lo que está detrás y delante suyo.
Este efecto se denomina con frecuencia enfoque diferencial.

Distancia hiperfocal

La distancia hiperfocal se puede interpretar como la distancia de enfoque más cercana a la cual se encuentran enfocados los objetos del infinito y los objetos más próximos.

Enfocar en este punto proporciona la máxima profundidad de campo para la combinación de un objetivo específico y un número T. Cuando se enfoca a la distancia hiperfocal, la profundidad de campo se extiende desde la mitad de la distancia hiperfocal hasta infinito.

Ejemplo:

Si estamos rodando con película de 35 mm con un objetivo de 50 mm con una abertura de f/11 y enfocamos a la distancia hiperfocal de 9 m. (como se deduce de la tabla de más arriba), nuestra profundidad de campo sería desde 1⁄2 de la distancia hiperfocal (4,5 m) hasta infinito.

Sistema doble 

Por su propia naturaleza, las cámaras de cine son parte de un conjunto conocido como sistema doble.
Un sistema, la cámara, registra los elementos de imagen de la historia, mientras que el otro sistema, el grabador de sonido, controla el sonido.
La molestia aparente de tomar la claqueta y sincronizar queda más que compensada por la conveniencia de trabajar sin estar unidos por cables y la ventaja de poder disponer de la calidad más moderna de cada sistema autónomo. Todavía tenemos que resolver el problema de sincronizar el sonido y la imagen. El asunto se ha simplificado enormemente por la posibilidad que hay de identificar cada fotograma de la película.


“La película, las cámaras, van a todaspartes.
Las he llevado al Sahara.
Las he
llevado al Himalaya. Las he llevado a todas partes.”
—Pascal Wyn, Director de producción